Littium, pleno total en Dakar 2020.

Pleno total: los melillenses Diego Ortega y Juan Miguel Fidel, copiloto y piloto de la Escudería Delfi Sport, completaron con éxito el Dakar 2020, que tuvo lugar del 5 al 17 de enero. Ambos, por supuesto, luciendo los colores de Littium.

Son pilotos de la Escudería Delfi Sport, pero participaron en el Dakar con otros equipos. Diego Ortega se sumó como copiloto de Jose A. Hinojo en el Hibor Raid, logrando un quinto puesto en la general de la categoría Buggies Side by Side P3. Ha sido su primer Dakar, por lo que fue reconocido como revelación de este año.

Respecto a Juan Miguel Fidel Medero, compitió con el FN Speed Team, con Pato Silva como copiloto. Ha sido la cuarta participación de Fidel en el Dakar, y comenzó con mal pie: en la segunda etapa tuvo un problema en una tiranta de la suspensión trasera, y perdió dos horas y media. Pese a todo, y como siempre, no se rindió: recuperó posiciones y logró terminar en el decimoquinto puesto.

Los pilotos melillenses Juan Miguel Fidel Medero y Diego Ortega dieron, con los colores de Littium, toda una lección de pundonor en el Dakar 2020

“El objetivo, y lo más importante, es que ambos terminaran”, cuenta Juan Antonio Morales, responsable de comunicación de la Escudería Delfi Sport. “La carrera ha sido durísima. Al celebrarse este año en Arabia Saudí, el Dakar ha recuperado mucho de su espíritu original, el de África. Mucha arenas, mucha duna, piedras, zonas secas… Una auténtica vuelta a los orígenes”.

En efecto, ha sido un Dakar muy especial. Además del escenario, la participación de nombres como los de Carlos Sainz (ganador por tercera ocasión) o Fernando Alonso (que debutaba en la competición) han hecho que todavía más medios se hayan fijado en la carrera, con una presencia notable de Littium. “y el Dakar sigue siendo el rally más duro, mediático y popular del mundo. Con Sainz y Alonso, la carrera de 2020 ha sido un bombazo”.

Melilla es pequeño y el boca a boca es muy importante: el respaldo y la garantía de una marca como Littium pasa de un cliente a otro"

José Antonio Morales es, también, distribuidor de Littium en Melilla. “Estoy más que contento de la experiencia: en Melilla hay mucha afición por las carreras automovilistas como el Dakar, y el hecho de que dos pilotos locales hayan completado la prueba, y con los colores de Littium, ha tenido una repercusión enorme. Y eso que esta edición era la primera: próximamente haremos cosas mucho más gordas”.

En cuanto a las perspectivas de Littium en Melilla, Morales no tiene ninguna duda. “Aquí la bicicleta se está poniendo más de moda y, aunque hay mucha competencia, el modelo Ibiza de Littium llama más la atención. Tiene una autonomía enorme, es plegable y muy ligera… Y, sobre todo, la distingue la respuesta de la marca, su garantía, su servicio técnico. Melilla es un lugar pequeño, donde el boca a boca es muy importante, y el que los clientes estén tan satisfechos es nuestra mejor publicidad”.